Después de pillar a su amiga chupándosela a un chaval en los baños de la discoteca y de sacarles fotos, la chica se fue indignada y fue ella quien aprovechó el empalme del chaval. Y es que al ver su rabo, la morena no lo dudó y quiso probarlo, dejándole penetrar su coño allí mismo y terminando la faena con su cara cubierta de semen.


Compartir en Twitter


Categoria: Jovencitas
Tags: , , ,

Noticia 2.909 veces vista